La liga más igualada

La Super Liga China se para por la disputa del Mundial 2018 dejando una de las clasificaciones más competidas de los últimos años.

Tras once jornadas disputadas de la temporada 2018, la Super Liga China descansará por un mes, hasta que finalice la gran cita futbolística del año, el Mundial de Rusia 2018. Sin partidos y con el ritmo calmado para reponer fuerzas, el campeonato chino se detiene con una de las temporadas más disputadas y más igualadas de las últimas temporadas.

Dos equipos empatados a puntos en los dos primeros cajones de la tabla y con el Guangzhou Evergrande, ganador de las últimas siete ligas, fuera de los puestos que dan acceso a la AFC Champions League.

En once jornadas hemos podido ver rachas positivas increíbles en equipos por los que nadie apostaba, pero también varias jornadas sin ver a un equipo ganar. Vaivenes que demuestran que los equipos de la Super Liga China han alcanzado el nivel buscado en cuanto a la competitividad deseada y que, sin necesidad de desembolsar grandes cantidades en fichajes, irá incrementando en las próximas temporadas.

Rey destronado

El inicio de temporada del Guangzhou Evergrande fue similar al de las últimas tres temporadas. Inicio regular, pero con victorias clave. Sin embargo, en la presente campaña el equipo de Cantón se ha encontrado con ciertos resultados que le han llevado a llegar al parón estival en quinta posición y a cuatro puntos de la zona champions.

guangzhou evergrande

Pese a que los resultados no son malos (5 victorias, 3 empates, 3 derrotas) el equipo de Fabio Cannavaro se ha topado con mejores resultados de sus rivales, algo que no ocurría años atrás, dejándole en una posición muy comprometida a la hora de revalidar el título liguero por octavo año consecutivo.

A una posición poco habitual en liga, se le suman las eliminaciones en la AFC Champions League, apeado por el Tianjin Quanjian, y de la Copa China, en la que cayó derrotado en los penaltis contra un maltrecho Guizhou Hengfeng. Ahora, al equipo de Cantón sólo le queda la Super Liga China, la cual tendrá que pelear hasta la última jornada.

El momento de la verdad

Si algún equipo pasa por un mal momento, hay otro al que le van mejor las cosas. Esta temporada el Shanghai SIPG ha sabido corregir errores y a día de hoy lidera la clasificación de la Super Liga China. Con una base construida desde su ascenso a la máxima categoría, en 2013, y los grandes fichajes firmados el pasado curso, los de Shanghai viven su zenit liguero.

shanghai sipg

Contando con una de las plantillas más en forma tanto a nivel internacional y nacional, el punto más importante, los Red Eagles han conseguido esa regularidad que les faltó en campañas pasadas, ahora son capaces de imponerse en los partidos clave. Estos no son sólo contra equipos grandes o de nivel parejo, sino también esas salidas odiosas en las que los puntos no viajan de vuelta con el equipo.

Junto al Shanghai SIPG ha surgido otro competidor, tal vez, inesperado, el Shandong Luneng. Los de Jinan coolideran la clasificación con 23 puntos en su casillero. Sin hacer ruido y sin demasiada inversión, se ha plantado con una agradable ventaja sobre sus rivales y se ha alzado como rival temible.

shandong luneng

Sin embargo, el Shandong Luneng no aparece en las quinielas para pelear por el campeonato. Sus irregularidades temporadas anteriores no no le presentan como ello. Sin embargo, mantener o incrementar la posición dependerá del buen uso que haga de su juego y de como soporte la persecución del Beijing Guoan, ubicado un punto por debajo.

En busca de soluciones

Como se ha mencionado, el nivel competitivo de la Super Liga China ha incrementado, también en la parte baja. Pese a la poca distancia entre equipos, hay dos que ocupan los dos puestos de descenso, una de las revelaciones de la pasada temporada, el Guizhou Hengfeng, y un recién ascendido, el Dalian Yifang.

El caso de los primeros en cuanto menos sorprendente, pues de realizar una primera campaña en la máxima categoría muy notable, se ve colista y con tan sólo cuatro puntos en su casillero (1 victoria, 1 empate) tras once jornadas. Esta racha tan negativa ha desembocado en la destitución de Gregorio Manzano, artífice de los éxitos pasados recientes, y la llegada de Dan Petrescu al banquillo. El técnico rumano, con experiencia en el campeonato, empezará a intentar mostrar cambios cuando se reanude la competencia.

dan petrescu guizhou hengfeng

Por otro lado, el Dalian Yifang volvía a la primera división con mucha ambición. Destituido el técnico del ascenso, se depositó la confianza en Ma Lin, entrenador nacional con mucha trayectoria a sus espaldas. El regreso fue desastroso, cayendo derrotado en la primera jornada por 8-0 en el Shanghai Stadium. Tras pocas jornadas llegó Bernd Schuster. Pese a que el trabajo del alemán no ha revolucionado la trayectoria, si que ha mejorado el juego y el sentido del equipo, consiguiendo colocarlo a dos puntos de la salvación.

La vuelta

Por ahora, el Mundial de Rusia 2018 copará la expectación futbolística hasta que la competición se reanude con la disputa de la décimo segunda jornada el próximo 17 de julio de 2018.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s